La caña cascada: “Lo que debe de ser cascado”

por Richard Sibbes

La caña cascada es un hombre que en gran parte está en alguna miseria, como aquellos que fueron a Cristo para socorro, y debido a su miseria llega a ver el pecado como la causa de ella, pues, cualesquiera que sean las excusas que pretende el pecado, se acaban cuando estemos cascados y quebrantados. Este hombre percibe su pecado y miseria y esto resulta en su quebranto; y, no viendo ningún auxilio en sí mismo, es llevado por un deseo insosegable de buscar ayuda de otro, con alguna esperanza, la cual un poco se levanta desde dentro de él hacia Cristo, aunque no se atreva a ser partícipe actual de la misericordia. Esta chispa de esperanza, combaitida por las dudas y temores que surgen de su corrupción, hace que sea semejante a un pábilo que humea; para que estos dos juntos, una caña cascada y un pábilo que humeare, contituyan el estado de un pobre hombre angustiado. Es tal que nuestro Salvador Cristo denomina “pobre en espíritu” (Mt. 5:3), el cual ve su penuria y también que es un deudor de la justicia divina. Carece de recursos de provisión en sí mismo o en la criatura, y por lo tanto, se lamenta y en vista de alguna esperanza de misericordia desde la promesa y desde los ejemplos de aquellos que la han obtenido, se despierta a tener hambre y sed de ella.

Traducido por Nicolás Lammé

Estoy traduciendo el libro “The Bruised Reed”, “La caña cascada” por el pastor puritano, Richard Sibbes.

Anuncios

4 comentarios

Archivado bajo Doctrina, Iglesia, Vida cristiana

4 Respuestas a “La caña cascada: “Lo que debe de ser cascado”

  1. Pingback: La caña cascada “actualizada” | reformasigloxxi

  2. Carlos Cañete

    Estimado Nicolas.Muchas gracias por este valioso trabajo. La verdad es que reconforta mi espiritu leer estas traducciones.No se si este libro ya esta completamente traducido, pero de ser asi, quisiera saber como puedo obtener una copia del mismo.Bendiciones Carlos

  3. Gracias, hermano. Sí, tengo traducciones que no he subido todavía. Ya pronto comienzo a subirlas. Doy gracias a Dios que este libro le ha bendecido. También me ha sido de mucho consuelo y motivación para buscar a Dios. Bendiciones.

    • Carlos Cañete

      Nicolas, muchas gracias.He buscado este libro en español y por lo que veo no existe.Lo que estas haciendo sera de mucha bendicion para muchas vidas.La literatura de esta calidad debe estar al alcance de todo creyente.Te animo a que sigas adelante.Dios te bendiga

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s